Aguirre amplía dos horas y media la jornada semanal a 120.000 funcionarios