La Asociación Defensor del Paciente denuncia que 35 municipios se quedan sin ambulancia

La Asociación El Defensor del Paciente denunció que la Comunidad de Madrid dejará sin servicio de ambulancia a 35 municipios del norte de la región a partir del próximo 1 de enero para trasladarlas a la capital con el objetivo de reforzar el servicio en el área metropolitana.
Según la Asociación, el Ejecutivo autonómico planea suprimir las ambulancias que tienen como base los municipios de Colmenar Viejo y de La Cabrera, lo que afectará al servicio de hasta 35 localidades de la zona, incluyendo: San Agustín de Guadalix, El Molar, Pedrezuela, El Vellón, Venturada, Torrelaguna, Cabanillas, Bustarviejo, Navalafuente, Valdemanco, La Cabrera, Lozoyuela, El Berrueco, El Atazar, Valdepiélagos, Patones, Talamanca de Jarama, Fuente El Saz, Ribatejada, Soto del Real, Colmenar Viejo, Tres Cantos, Cerceda, Becerril de la Sierra, Redueña, El Espartal, Guadalix de la Sierra, Garganta de los Montes y Cervera de Buitrago.

El cambio viene motivado, dicen desde El Defensor del Paciente, por “la reestructuración del Servicio de Ambulancias puesto en Marcha por la Gerencia del SUMMA-112”. Así, todas estas localidades verán incrementados los tiempos de respuesta ante una urgencia, al desplazarse los recursos a lugares más lejanos.

La Asociación El Defensor del Paciente tachó la medida de “intolerable” por “considerar que los ciudadanos de Madrid capital tienen más derechos que los de la periferia”, y anunció que “denunciará a la Comunidad de Madrid por dejación de funciones y denegación de asistencia a los servicios de urgencia” si no se recapacita sobre esta medida.