Cutivate como Corticosteroide tópico, prospecto 3ª Parte

Primera parte de Cutivate como Corticosteroide tópico, prospecto

La segunda parte la puedes leer aquí.

ADVERTENCIAS Y PRECAUCIONES ESPECIALES PARA SU USO:

La aplicación prolongada a dosis altas en áreas extensas de la superficie del cuerpo, especialmente en infantes y niños pequeños puede llevar a deterioro suprarrenal.

No obstante, es muy poco probable que se presente un deterioro manifiesto del eje APH (Adreno-Pituitario-Hipotalámico) (cortisol en el plasma por la mañana <5 g/dl) a partir del uso terapéutico de CUTIVATE CREMA a menos que se trate de más de 50% de la superficie del cuerpo de un adulto y se apliquen más de 20 g al día.

Los infantes y niños tienen un área mayor en la superficie del cuerpo en proporción a su peso comparado con los adultos.
Por lo tanto, en comparación con los adultos, los niños e infantes pueden absorber proporcionalmente mayores cantidades de corticosteroides tópicos y, por lo tanto, ser más susceptibles a toxicidad sistémica. Al usar CUTIVATE CREMA se debe tener cuidado de asegurar que la cantidad aplicada sea la mínima que ofrece beneficios terapéuticos.

La cara, más que otras partes del cuerpo, puede exhibir cambios atróficos después de un tratamiento prolongado con corticosteroides tópicos potentes. Esto debe tenerse en cuenta al tratar con condiciones como psoriasis, eritema de lupus discoide y eccema severo.
Si se aplica en los párpados, debe asegurarse que la preparación no penetre en los ojos para evitar el riesgo de irritación local o glaucoma.

Los esteroides tópicos pueden ser peligrosos en psoriasis por varias razones, entre las que se incluyen recidivas continuas, desarrollo de tolerancias, riesgo de psoriasis pustular generalizada y desarrollo de toxicidad sistémica local debido a deterioro en la función de barreras de la piel.

Si se usa en psoriasis, es importante tener al paciente bajo una cuidadosa supervisión.

Se debe usar una adecuada terapia antimicrobiana cuando se trate de lesiones inflamatorias que se hayan infectado. Cualquier infección que se haya extendido requiere que se suspenda la terapia con corticosteroides tópicos, así como la administración sistémica de agentes antimicrobianos.

Las infecciones bacterianas se ven favorecidas por condiciones de humedad y calor inducidas por vendajes oclusivos, por lo que la piel deberá limpiarse antes de aplicar un vendaje fresco.

USO DURANTE EL EMBARAZO Y LA LACTANCIA:

Embarazo: La administración tópica de corticosteroides a animales preñadas puede provocar anormalidades en el desarrollo fetal. No se ha establecido la aplicabilidad de este descubrimiento en seres humanos; sin embargo, la administración de propionato de fluticasona durante el embarazo sólo debe considerarse si el beneficio esperado para la madre es mayor que cualquier posible riesgo para el feto.
Lactancia: 
La excreción de propionato de fluticasona en la leche materna humana no ha sido investigada. Al obtenerse niveles de plasma mesurables en ratas de laboratorio lactantes después de la administración subcutánea, había evidencia de propionato de fluticasona en la leche. No obstante, los niveles de plasma en pacientes después de una aplicación dérmica de propionato de fluticasona a dosis recomendadas probablemente son bajos.

Efectos sobre la capacidad para manejar y usar máquinas: Ninguna reportada.